Cipolletti: Repudiamos el accionar de la Policia de Rio Negro en el CEM 147

Ante los sucesivos ataques ocurridos en el Barrio Anaí Mapu de la ciudad de Cipolletti, en Rio Negro, y en particular en la escuela CEM Nº 147, nos pronunciamos en contra del hostigamiento policial que padece dicha comunidad educativa.

En las últimas semanas, desde esta institución se ha acompañado a estudiantes que padecen a diario la violencia del aparato policial. Como es el caso de Ulises, joven estudiante de esta escuela que fue reprimido brutalmente por la policía del barrio y abandonado desmayado en la vía pública (sin prestarle atención alguna), lo que le produjo la pérdida de un ojo.

Este hecho no es aislado sino que lo tomamos como parte de una política del Estado, que es sistemática y es la misma que es cuestionada desde el proyecto educativo de la escuela vespertina del barrio. Proyecto que surge para dar contención a muchas y muchos jóvenes que no han tenido posibilidades de estudiar.

Días después de acompañar la denuncia de Ulises, el miércoles 14 de agosto, la institución vivió el intempestivo ingreso de policías que, con la excusa de buscar a un menor armado, intentaron requisar a los/as estudiantes y revisar las aulas. Esta irrupción se dio de una manera totalmente violenta y agresiva. El accionar intempestivo marcado por la brutalidad extrema -entre gritos y empujones- podría haber terminado en una tragedia. Por todo ello, creemos que esta violencia se da con el fin de amedrentar a los chicos que denuncian la violencia policial, a sus familias y a la escuela, que permanentemente problematiza la violencia y desnaturaliza la pobreza.

Además, queremos denunciar los allanamientos realizados el fin de semana en casa de estudiantes, allanamientos que se hicieroncomo para justificar el accionar policial. Asimsimo, queremos repudiar la denuncia hecha contra la docente que ese día se encontraba a cargo del establecimiento, y que interpeló a la policía buscando ordenar la situación y preservar la integridad de los y las estudiantes. Esta práctica llevada a cabo a conciencia por la docente, que pone sobre sí la defensa de los derechos humanos, es hoy denunciada por la corporación policial como “encubrimiento”. Esta denuncia sólo busca intimidar a la profesora y a la comunidad educativa en su totalidad, que viene realizando un incansable trabajo en pos de recuperar los derechos vulnerados e incumplidos por este sistema que mantiene a los y las jóvenes en la marginalidad.

Desde la Corriente de Organizaciones de Base La Brecha, acompañamos a la profesora Paola Panizza y a la comunidad educativa del CEM Nº 147, y repudiamos tanto el accionar policial como la inacción del gobierno provincial para resolver los problemas de fondo. Las instituciones gubernamentales pretenden resolver los problemas sociales con mayor “seguridad” represiva, desmantelando los programas sociales y destinando el dinero para mayor equipamiento policial. Denunciamos también el encubrimiento de los distintos poderes del Estado rionegrino frente a los crímenes y desapariciones que se han sucedido a lo largo de la historia de la provincia.

Exigimos el retiro de la denuncia a Paola Panizza

Basta de represión y abuso policial

Mayor presupuesto para programas sociales

Corriente de Organizaciones de Base La Brecha – Regional Comahue

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: